Fundación para la conservación del Patrimonio Histórico de Navarra

BIC

Localización

Catedral de Santa María. Tudela

Fechas

Del 22 de julio de 2006 al 7 de enero de 2007

Visitas

77.993

Valoración

La trascendencia de la intervención integral en el segundo templo de la Archidiócesis de Navarra, el carácter modélico del trabajo interdisciplinar llevado a cabo, y la espectacularidad de los cambios sufridos en el interior del templo, hacían necesario la organización de una exposición que permitiera el reencuentro de los ciudadanos de Tudela, y de los navarros en general, con el que sin duda es uno de los hitos más importantes de nuestro patrimonio. Organizada por la Fundación para la Conservación del Patrimonio Histórico de Navarra, con el patrocinio del Gobierno de Navarra, el Arzobispado de Pamplona – Tudela, la Fundación Caja Navarra y el Ayuntamiento de Tudela, contó también con la colaboración de empresas privadas como, Guardian Navarra, Fundación Diario de Navarra, Nasuinsa, Huget y Eroski.

El comisariado fue asumido por los técnicos del Servicio de Patrimonio Histórico y la muestra quedó planteada en torno a once grupos temáticos que descubriesen al espectador las obras realizadas, los procesos de restauración y los resultados arqueológicos. El reto del montaje radicaba en la transformación del interior del templo en un recinto expositivo, en el que lo que debía mostrarse era, principalmente, la propia catedral. Dotar de un recorrido coherente, con secciones de temáticas diversas, aprovechando las oportunidades ofrecidas a cada paso por obras de arte que debían permanecer in situ, constituía un desafío cuya solución supuso una de las claves del éxito de la muestra. Una exposición sin paneles convencionales, articulada por vidrios translúcidos de gran tamaño capaces de incorporar información escrita y que no ocultaban la arquitectura ni interferían en la contemplación del conjunto catedralicio, permitiendo así el redescubrimiento de su remozado interior.

Se expusieron más de cien piezas, acompañadas de textos explicativos, procedentes de la misma catedral, del Museo de Navarra, del Archivo General de Navarra, la Colegiata de Roncesvalles, la Congregación de Santa Ana y el Archivo de Protocolos Notariales.

En el caso de esta exposición pudo comprobarse su repercusión en el turismo de la ciudad, que según los hosteleros aumentó un 20% desde que se inaugura la exposición. Dado el éxito de la muestra, su clausura fue prorrogada hasta el 21 de enero de 2007, con una afluencia media de 740 visitantes/día. Estos datos refuerzan la convicción manifestada desde la Fundación de que la recuperación del patrimonio supone un importante revulsivo para el desarrollo económico de Navarra.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Pin It on Pinterest

Share This